Diarioportavoz
La Democracia Cristiana y la Nueva Mayoría – Por Pedro Brandt La Democracia Cristiana y la Nueva Mayoría – Por Pedro Brandt
La historia de la D C en la Nueva Mayoría, es breve y todo indica que está en su etapa final. Durante los años... La Democracia Cristiana y la Nueva Mayoría – Por Pedro Brandt
La historia de la D C en la Nueva Mayoría, es breve y todo indica que está en su etapa final. Durante los años que participó en la Concertación la convivencia con los partidos que la conformaban, nunca fue fácil, al inicio formó alianzas con el Partido Radical, y fue donde mejores resultados logró el PR, posteriormente hizo alianza con el PS y sucedió lo mismo, los Socialistas aumentaron sus Senadores, Diputados, Alcaldes y Concejales en desmedro de la DC. 
Una vez perdido el Gobierno, tras la derrota de Eduardo Frei frente a Piñera, se iniciaron las conversaciones para darle mayor base a la Concertación, y se optó por un acuerdo electoral con el Partido Comunista, al cual la DC concurrió no de buen agrado, incluso perdiendo gran parte de su propia base electoral, y el resultado no fue otro que la obtención del representación parlamentaria por parte del PC, que hasta entonces no había logrado llegar al Parlamento, todo con cargo a la DC, pues los Comunistas lograron elegir Diputados en los Distritos donde se omitió el partido de la falange.
Para volver al Poder, la Concertación se transformó en Nueva Mayoría. Incluso efectuando Primarias sin el Partido Comunista, una vez consolidado el triunfo de Bachelet en dichas elecciones, cosa que nadie dudaba y con la Democracia Cristiana llegando en un tercer lugar, el PC anunció su apoyo a Bachelet, al mismo tiempo que se inician las conversaciones para un programa de gobierno, en el cual los Comunistas participaron activamente imponiendo en dicha agenda, medidas, que antes la DC había rechazado en forma reiterado, especialmente aquellos de la mal llamada “Agenda Valórica” y otros del ámbito económico.
No pasó mucho tiempo, y el Partido Comunista pasó a formar parte de la Nueva Mayoría con la aprobación a regañadientes de los Demócratas Cristianos, más aun cuando estos formaron parte del nuevo gobierno, de allí en adelante se hizo pública y notoria la mala convivencia dentro del conglomerado gobernante con un deterioro progresivo de las relaciones no tan solo con el PC, sino también con sus antiguos aliados los Socialistas y con quienes nunca tuvo afinidad el PPD de los radicales ni hablar, pues casi no existían, salvo ahora que se adueñaron de un ambicioso (según sus propias declaraciones) periodista a quien le dieron un cupo al Senado, logrando su elección en su tierra natal.
La Nueva Mayoría termina con el periodo de Bachelet y lo que sigue es una nueva Unidad Popular, donde la Democracia Cristiana no tiene nada que hacer pues no solo se izquierdizó el conglomerado sino que con el PC radicalizó sus posturas llegando incluso a renegar y desconocer los éxitos de la Concertación de la cual los comunistas jamás formaron parte y más aún fueron opositores.
Por, Pedro Brandt Mora.
Please follow and like us:

No hay comentarios aun

Sé el primero en dejar uno...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *